Javascript DHTML Drop Down Menu Powered by dhtml-menu-builder.com

ORACION DE LA HERMANDAD

 

  Desde la terraza de mi egoísmo,

  observo a un hombre, que carga una cruz.

  Su caminar es lento, agotador, cansado.

Fijándome en el madero, leo que,

están escritos mis pecados y deduzco

 que por mi, esta camino del calvario.

  Soy tu nazareno y contigo, Señor,

  quiero compartir este momento.

   Por mis faltas vas al suplicio,

   pero, permíteme que te diga que:

     Como el cirineo, quiero compartir

   tu cruz, la cruz de mis errores,

     y llevándola sobre mis hombros,

         ser llamado “Nazareno del Cristo de la Caída”.

 

                                     Rvdo. D. Jesús García Pareja

 

ENLACES

info@nazarenosdecristo.com

©magp